7 trucos para optimizar contenido después de publicarlo

Si tienes un blog sabrás lo difícil que es producir contenido de alta calidad. Y si no lo tienes créenos, lo es. Buscas ideas para tu contenido, consultas a expertos en la materia, analizas los gustos de tus lectores… y al final con mucho esfuerzo consigues escribir algo útil y sobre todo relevante para el resto de usuarios. A continuación, pulsa el botón “Publicar” y no obtienes nada. Nada de tráfico, ni acciones sociales o comentarios. ¿Pero por qué?

En primer lugar, hay que comprobar que el texto no esté mal escrito. Una vez revisado, lo que debemos hacer es optimizar contenido para motores de búsqueda. Por eso hemos recopilado 7 trucos simples pero eficaces que te ayudarán a mejorar la visibilidad de tus artículos. Antes de analizarlos en profundidad, puede que te interesen estos consejos para mejorar tu web.

1. Crear contenido de calidad

No hay duda de que escribir un gran contenido es clave para el éxito de tu sitio web en los resultados de búsqueda. La optimización SEO juega un papel importante, pero sin contenido, no tienes nada.

No escribas artículos cuyas frases carezcan de sentido, que contenga muchas palabras clave y enlaces y no utilices siempre el mismo texto para reescribirlo. No te va a ayudar a mejorar tu posicionamiento, al contrario, Google penaliza los sitios web que considera de baja calidad: con sobreoptimización de keywords o perfiles de links no naturales.

¿Pero cómo puede Google distinguir contenido de alta o baja calidad? Hay al menos dos métodos principales:

  • Análisis de factores de comportamiento: Ayudan a Google a determinar cómo interactúan los usuarios con el contenido, por ejemplo: tasa de rebote y tiempo promedio en la página. La tasa de rebote es un porcentaje que demuestra cuántos usuarios accedieron a una página y luego se fueron sin interactuar con ella. El tiempo promedio es el tiempo que el visitante pasa en la página. Google quiere ver bajas tasas de rebote y tiempos más largos.
  • Cumplimiento de las directrices SEO: la búsqueda y la localización son factores cruciales de clasificación por sí solos. Tu sitio debe ser fácilmente indexable por robots de búsqueda y rápidamente encontrado por tu público objetivo. Google quiere que cumplas con sus directrices SEO. Esto significa que la utilización de técnicas de White Hat SEO es obligatoria. Por supuesto irá en contra de aquellas web que hagan uso de Black Hat SEO. Así que sigue las reglas y no serás penalizado.

Para crear contenido de alta calidad, analiza que es lo que tu público objetivo necesita y resuelve sus problemas. Y no olvides optimizar tu contenido en el proceso.

2. Optimizar contenido

Hay muchas maneras de abordar la optimización de contenido, si hablamos de palabras clave, deberíamos incluirlas en los siguientes lugares siempre de forma natural:

  • Título y subtítulos
  • Primer párrafo
  • Etiqueta ALT de imágenes
  • Meta descripción

La longitud del contenido y la legibilidad también son importantes. Recomendamos escribir artículos que tengan por lo menos 1.000 palabras y que tengan una puntuación de 60-70 puntos. Por supuesto, las cifras dependen del nicho, así que no vayas a los extremos. La optimización del contenido es una necesidad si deseas crear un valor de búsqueda duradero y conectar rápidamente con tu público objetivo.

3. Incluir elementos visuales

El objetivo de cualquier contenido generado es atraer, convertir y retener clientes. Si el contenido genera tráfico  pero no hay conversiones, sigue sin servirnos de mucho. Puede ser que tu contenido no tenga ningún valor, pero lo más probable es que esté demasiado lleno de texto y sea visualmente aburrido para los usuarios.

Todo lo que necesitas hacer es analizar cómo interactúan los usuarios con tu contenido. No te llevará mucho tiempo entender lo que hace que los clientes abandonen tu página. Tal vez sean voluminosos párrafos o simplemente la falta de títulos o subtítulos pegadizos. Tu trabajo es convertir cada artículo en una experiencia agradable, entretenida y valiosa. Tener el contenido correctamente estructurado e incluir elementos visuales es vital actualmente.

¿Qué clase de elementos visuales? Imágenes de alta calidad, infografías, vídeos, GIF y listas con viñetas. Asegúrate de que tus artículos no parecen muros de texto. Divídelos en trozos fácilmente digeribles con espacio en blanco entre secciones. Los elementos visuales son el cebo para mantener a los clientes en tu página. Así que incorpora tantas imágenes y vídeos como puedas.

4. Aumentar la confianza con los enlaces

No por tener más enlaces consigues un mejor posicionamiento web. Google Penguin tiene en cuenta la calidad de esos links y penaliza las granjas de enlaces. Por tanto tiene más importancia en este caso la calidad que la cantidad. Tu contenido debe incluir enlaces externos e internos de buena calidad para mejorar la clasificación en las búsquedas, mejorar la confianza y reforzar la credibilidad.

  • Los enlaces externos deben conducir a páginas web fiables y relevantes. Al colocar estos enlaces en tu contenido, demuestras a Google que proporcionas información adicional a tus lectores.
  • Los enlaces internos también son buenos para el SEO. Al vincular el contenido de tu sitio en conjunto, facilitas la indexación. Esto te permite aumentar los SERPs de tu sitio de manera rentable.

¿Cuántos enlaces necesitas? Depende de tu contenido, nicho, sector y muchos otros factores. Simplemente añade enlaces donde agreguen valor y evita el spam.

5. Incorporar elementos sociales

Los medios sociales son el alma del marketing digital. Facebook, Twitter, LinkedIn, Google+, Pinterest, Instagram y otras redes sociales son las plataformas perfectas para aumentar la conciencia, mejorar la lealtad de la marca y reforzar la credibilidad. No es de extrañar que las empresas dediquen tiempo y recursos a mantener a sus seguidores comprometidos mediante nuevas publicaciones, encuestas, sorteos, promociones, etc.

El problema es que el éxito de cualquier estrategia de marketing de medios sociales depende en gran medida de lo bien que se optimiza el contenido de las redes sociales. Mientras que el intercambio de contenido es una cosa normal para los expertos en marketing digital, tus clientes no pasarán su precioso tiempo tratando de averiguar qué botón han de hacer clic para compartirlo con amigos y familiares.

Tus páginas de contenido deben incluir elementos de compartición social para facilitar el intercambio. No sólo te ayuda a fortalecer tu participación en redes sociales, también genera más tráfico, impulsa más enlaces y, finalmente, aumenta los SERP.

6. Añadir una sección de comentarios

Una sección de comentarios es necesaria para reforzar el compromiso y mejorar las relaciones. Al permitir a los usuarios comentar tu contenido, demuestras que su opinión te importa. Pero, ¿por qué necesitas comentarios para SEO?

  • En primer lugar, te ayudan a responder a cualquier pregunta que tus clientes puedan hacer acerca del contenido y atraen backlinks naturales y acciones. Esto también puede señalar a Google que tratas de proporcionar valor a los clientes.
  • En segundo lugar, los comentarios mantienen tu contenido fresco durante un período de tiempo más largo. Los comentarios también son contenido, y su peso es importante para los motores de búsqueda, especialmente si estos comentarios son relevantes, con palabras clave específicas y enlaces de alta calidad.

Por el contrario, si la sección de comentarios está repleta de spam, comentarios no relacionados y enlaces de baja calidad, verás afectada negativamente tu posición en el ranking de los buscadores. Ten cuidado y nunca dudes en suprimir los comentarios que no proporcionan valor.

7. Incluir una llamada a la acción

Una práctica común es poner llamadas a la acción en Landing Pages optimizadas, pero también es recomendable incorporarlas en publicaciones regulares, infografías y vídeos. ¿Por qué? Debido a que las CTAs hacen que tu contenido sea útil. Las llamadas a la acción permiten acceder a páginas de destino personalizadas, lo que ayuda a conseguir clientes potenciales y conversiones.

Las CTAs ofrecen más contenido a los visitantes del sitio web y mejoran el tiempo promedio en la página. Básicamente, una CTA es el enlace interno más valioso que se debe utilizar para conducir a los clientes a las páginas correctas. No pierdas la oportunidad de incluirlas.

 

Si creas información única y relevante, sigues nuestros consejos para optimizar contenido y tendrás mucho avanzado en lo relativo al posicionamiento web.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (5 votos, promedio: 5,00 sobre 5)
Cargando…